Connect with us

Color Fondo

Vinicius Jr., el elogiado, la perla brasileña del Real Madrid

Published

on

La palabra que más se repite sobre la figura de Vinicius Junior, la joven perla brasileña del Real Madrid, es “paciencia”. Paciencia y tiempo para que este jugador pueda desarrollar todo el fútbol que se le supone y por quien el equipo madrileño pagó cerca de 50 millones de dólares para que llegará desde el Flamengo.

La apuesta parecía arriesgada por un chico que entonces tenía 16 años y apenas había jugado en el primer equipo del Flamengo. Pero dos años después de aquello, Vinicius ya es una figura en el Real Madrid, para sorpresa de muchos que no imaginaban que la adaptación de este imberbe brasileño de 18 años fuera tan rápida a un club tan exigente y plagado de figuras.

Su debut con el Real Madrid se hizo esperar. No fue hasta el 29 de septiembre cuando salto al césped del estadio Santiago Bernabéu en el minuto 88 en el enfrentamiento ante el Atlético de Madrid.

Desde su aterrizaje en Madrid, el 20 de julio de 2018, día de su presentación en un club que resonaba con fuerza la salida de Cristiano Ronaldo, el ascenso de Vinicius no para.

A pesar de sus comienzos, primero en el Castilla, el equipo B del Real Madrid, y las pocas oportunidades que le dio el entrenador de entonces del primer equipo, Julen Lopetegui.

Su debut con el Real Madrid se hizo esperar. No fue hasta el 29 de septiembre cuando salto al césped del estadio Santiago Bernabéu en el minuto 88 en el enfrentamiento ante el Atlético de Madrid. “Es la primera página de un nuevo libro”, escribía en su cuenta de redes sociales.

La salida de Lopetegui y la llegada del argentino Santiago Hernán Solari al banquillo madridista, el 31 de octubre, alimentaron ese libro al que se refería Vinicius. Solari, quien le recibió en el Castilla, fue el primero que le dio la titularidad aprovechando los malos resultados del equipo y la plaga de lesionados, entre ellos, el galés Gareth Bale.

El protegido

La recuperación del Real Madrid, sexto en Liga a la llegada de Solari, ha coincidido con las grandes actuaciones de Vinicius. El brasileño ha jugado 23 partidos (12 en Liga, 3 en Liga de Campeones, 7 en Copa del Rey y 1 en el Mundial de Clubes), en los que ha anotado cuatro goles, y su equipo es segundo en Liga, semifinalista en Copa del Rey y con ventaja en la Liga de Campeones en su enfrentamiento de octavos de final ante el Ajax.

Y ante grandes rivales y escenarios de altura como los estadios del F.C. Barcelona, Atlético de Madrid o el mismo Ajax, enfrentamientos con los que se ha consagrado como titular y ha marcado diferencias.

“Hasta ahora su adaptación ha sido rapidísima. Es muy joven, tiene 18 años y ha hecho una adaptación a un nuevo país, a una nueva lengua, a amigos, a otro barrio y una cultura futbolística con el apoyo del plantel, de jugadores maduros y su consejo más la constante compañía”, defendía Solari a su pupilo.

Tras asentarse en el Real Madrid, Vinicius espera la llamada de la selección brasileña y encontrarse con su “ídolo”, Neymar.

Su compatriota Casemiro también ha salido al paso para frenar la euforia que ha transmitido la actuación de Vinicius. “Ha demostrado que es un gran jugador, que puede ser un gran jugador del Real Madrid pero no podemos poner mucha presión sobre él porque tiene 18 años, es joven…”.

Velocidad, regate, desborde, descaro, valentía, sacrificio y humildad… son algunos de los aspectos más elogiados en el juego de Vinicius, quien ha hecho una gran sociedad con el delantero Karim Benzema. “Me gusta jugar con él, no solo porque es joven, es un jugador que trabaja mucho y se ve en el partido que hace muchas cosas buenas. Ojalá continúe como está porque es muy buen jugador”, ha señalado el francés.

“Es un jugador que desde mi llegada al Real Madrid me ha ayudado mucho”, declaraba Vinicius sobre Benzema a las televisiones con derechos tras el partido de la Liga de Campeones ante el Ajax. “Hago de todo para ser mejor y hacer gol. Él hace todo para ayudarme a mejorar”, incidía el brasileño.

Tras asentarse en el Real Madrid, Vinicius espera la llamada de la selección brasileña y encontrarse con su “ídolo”, Neymar. “En el Madrid o en la selección quiero jugar al lado de Neymar, que es mi ídolo. Quiero jugar junto a él, le sigo desde que era pequeño y empezó en el Santos. Le tengo mucho cariño y lo sabe”, explicaba el delantero madridista en una entrevista a Esporte Interativo.

Tité, el seleccionador brasileño, ya ha manifestado la posibilidad de contar en los próximos partidos con Vinicius. El gran premio para la joven perla brasileña será disputar la Copa América que Brasil organizará después de 30 años entre el 14 de junio y el 7 de julio. Una dupla Neymar-Vinicius sería el mejor cartel para la centenaria competición continental.


Continue Reading