Connect with us

Ariel Pérez

¿Qué hay detrás del nuevo formato de la “Supercopa de España”?

Published

on

El presidente de la Real Federación Española de Fútbol (RFEF), Luis Rubiales, anunció un nuevo modelo para la Supercopa de España, con un formato de cuatro finalistas que se jugará fuera del país.

Los dos primeros lugares de la Primera División enfrentarán a los dos finalistas de la Copa del Rey en partidos de semifinales y final. Se jugarían tres partidos, dos semifinales y una final, sin encuentro por el tercer o cuarto puesto. Los ganadores de ambos torneos se cruzarían con el segundo puesto y subcampeón respectivamente. Esto podría quedar aprobado en la Asamblea para jugarlo este mismo año.

La idea ha sido recibida con mucho escepticismo en la prensa española, debido a que el planteamiento de que se juegue fuera de España no ha calado en la fanaticada. Varios periodistas de radio Directo Marca Madrid, han cuestionado que se insista con jugar partidos de una competición española en otros países, al igual que muchos oyentes que llamaron al programa y ofrecieron sus opiniones.

Pero hay otro detalle que genera preguntas: ¿qué pasará cuando los finalistas de la Copa del Rey sean los mismos dos primeros lugares de la Primera División? Según explicó Rubiales, de ocurrir esto, entonces se recurriría al archivo histórico de la Copa del Rey para seleccionar otros equipos.

No obstante, todo apunta a que este nuevo formato busca recaudar más dinero y promocionar el fútbol español en otros países. El presidente de la RFEF dijo que era para potenciar el fútbol ibérico. Descartó rápidamente que esta decisión tuviese algo que ver con la negativa de La Liga de jugar un partido en Estados Unidos.

Entre las conjeturas está que se busca crear una competición que enfrente a Real Madrid y al FC Barcelona para generar millones. Ambos se han enfrentado siete veces desde que se creó el nuevo formato de una final a dos partidos en 1982. Durante la era Pep-Mourinho, los equipos chocaron en varias ocasiones; solamente en el 2011, hubo cuatro enfrentamientos en 18 días.

Según la liga española, cerca de 650 millones de espectadores miran el clásico español. Es decir, que lo que genera en derechos televisivos y anuncios es una suma multimillonaria. A eso hay que sumarle todos los productos como gorras, camisetas, etc, cuyas ventas aumentan durante los días previos al partido.

De por sí, ya la repartición del dinero de los derechos televisivos en La Liga es muy disparejo. En la temporada 2017-18, el club que más dinero recibió fue el campeón FC Barcelona con un total de 154 millones de euros. El segundo fue el Real Madrid que terminó tercero en el campeonato, con 148 millones, sólo 6 menos que los catalanes. El Atlético Madrid, subcampeón, recibió 110 millones. En contraste, el Valencia que terminó en el cuarto lugar, recibió 65,7 millones, pero el Athletic Bilbao que acabó el campeonato en el puesto 16vo, ganó 73,2 millones.

De aprobarse este nuevo formato, varios equipos podrían beneficiarse si corren con la suerte de llegar a las últimas instancias como campeón o subcampeón. Sin embargo, es muy probable que por los planteles y el poder económico de los clubes Real Madrid y Barcelona, veamos muchos más clásicos de Supercopa. Los dos gigantes generan más de 600 millones de euros por temporada, aunque en esta ocasión la federación española de fútbol podría verse beneficiada aun más por los derechos televisivos y patrocinios. Los perdedores al final serían los jugadores que tendrían que jugar más partidos en la temporada, y los fanáticos ver los encuentros por televisión.


Continue Reading