Connect with us

DEPORTES

Gina: “He sacrificado mi familia y mi vida personal”

Published

on

Gina Mambrú, quien es bien exigente en su trabajo del voleibol, el cual lo toma muy en serio, dentro y fuera de la cancha, también tiene sus gustos en los momentos de descansos.
Afirmó que es una fiel seguidora de los Tigres del Licey en la pelota invernal, les encantan las canciones del merenguero José Virgilio Peña Suazo, así como de Wason Brazoban.
“Cada vez que puedo asisto al Estadio Quisqueya a apoyar a mi equipo de los Tigres del Licey”, dijo.
También adujo que le gustan los merengues de Peña Suazo, sobre todo el que dice: “Dios me tiene a mi lo mío”. De los baladistas les gustan Braulio y Basilio. “Cuando estaba en recuperación escuchaba todos los dias sus canciones en la cama”, insistió.
Llegó a la Selección de Mayores. Gina precisó que una de sus mayores satisfacciones fue cuando recibió el visto bueno para formar parte de la Selección Nacional de Voleibol Femenino de Mayores en el 2008, cuando llegaron al país los entrenadores de Brasil, Marcos Kweik y su equipo de colaboradores. “Wao, me sentí muy feliz cuando hice el equipo y me dije de inmediato que tenía que seguir laborando sin descanso para poderme establecer en un mundo tan competitivo”, subrayó.
Países ha reforzado. Dijo que ha tenido la dicha de reforzar en las Ligas Profesionales de Japón, Italia, Puerto Rico, Turquía, en España, Brasil, también en Trinidad y Tobago, su primer viaje fuera del país, por allá por los años de 2008.
“El profesor Francisco Cruz (Panchy), quien dirigió la Selección de Voleibol en el 2005, me contrató a mi, y a mis compañeras Sofía Heredia y Laritza Reyes en el 2005 para ir a jugar con varios equipos a un torneo interno con refuerzos a Trinidad y Tobago”, apuntó.
Subrayó que allí recibió el pago de 2,500 dólares por 11 días que accionó allá. “Ah, pero esto luce interesante”, recordó que fueron sus palabras al recibir el pago.
Precisó que guarda siempre una dieta para estar en forma, aunque a veces, la rompe con pica pollo.

Mambrú narra sus experiencias

Expuso que salir a reforzar fuera del país se ve bonito, pero tiene muchas implicaciones. “Es cierto, la gente solo mira el pago, pero obvia todo lo otro, todos los riesgos”, adujo.
Acotó que las mayores dificultades cuando van de refuerzo lo constituye el idioma, la cultura y el clima de los países que la contratan.
“Estuve en Turquía e Indonesia y tuve que emplearme a fondo, porque estaba sola y tenía que resolver mi comida, lavar las ropas y todo lo demás”, enfatizó Mambrú.
Afirmó que el clima y la seguridad en esos países es algo con que tienen que lidiar, aunque siempre tienen una acompañante que la ponen para que no se le falte nada. “Esos viajes nos ayudan para crecer como persona”, dijo.
Estudia para Preparadora Física.
Sostuvo que ya comenzó a estudiar para convertirse en Preparadora Física, para estar ligada al deporte. “Eso siempre ha apasionado, como he lidiado con varias lesiones duras, y le he puesto mucho coraje, he querido estudiarlo para ayudar a los deportistas que lo necesiten”, manifestó. Índicó que estudia con Tony Parra en Trainner Club RD, donde tiene ya varios meses y está fascinada.
Su relación con su Madre.
Exclamó que se lleva muy bien con su madre y sus hermanas. “Mi madre es lo que más quiero, al igual que a mis hermanas y mis sobrinitos”, exclamó Gina.
Dijo que ella siempre está muy pendiente de ella cuando sale del país a reforzar o cuando viaja con la Selección Nacional a competencias internacional. “Ella me guarda Lasaña cuando llegó a país, es mi plato favorito”, opinó con una gran sonrisa.
Gino, su mascota
Reveló que su mascota, de nombre Gino, es el amor de la casa. “Ese perrito llegó a la puerta d ela casa con hambre y le dimos cobija y ya tiene más de un año con nosotros y es un amor”, apuntó Gina. Cuando le preguntamos por qué el nombre de Gino, su respuesta fue una gran carcajada, “oh, y quien es la dueña, es Gina”, recalcó.

The post Gina: “He sacrificado mi familia y mi vida personal” appeared first on Hoy Digital.


Continue Reading