Connect with us

Actualidad

Comienzan negociaciones en Nicaragua para resolver crisis sociopolítica

Published

on

La nueva mesa de negociaciones que busca resolver la crisis sociopolítica de Nicaragua se instaló este miércoles entre el Gobierno y la opositora Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia, y sin la participación del presidente Daniel Ortega.

Las negociaciones se desarrollan con la presencia del nuncio apostólico en Nicaragua, Waldemar Stanislaw Sommertag, y el cardenal y arzobispo de Managua, Leopoldo Brenes, en calidad de testigos, y se instalaron siete meses después de que un diálogo nacional iniciado a mediados de mayo de 2018 se suspendiera indefinidamente.

El nuncio apostólico transmitió un saludo y la oración del papa Francisco a la apertura de las negociaciones y su deseo para que se resuelva la crisis sociopolítica del país con responsabilidad y por el bien de todos.

Asimismo, leyó unas palabras que el papa Francisco escribió el 11 de mayo de 2018 al presidente Ortega en la que dijo que “el diálogo humilde y sincero es un buen medio para favorecer la paz y encontrar soluciones justas y solidarias a los problemas sociales y políticos”, y que se ajustaba también a la actualidad.

Las negociaciones se desarrollan a puertas cerradas en la sede del Instituto Centroamericano de Administración de Empresas (Incae), al sur de la capital.

La delegación del Gobierno es encabezada por el canciller Denis Moncada, los diputados oficialistas Edwin Castro, José Figueroa y Wilfredo Navarro, el magistrado judicial Francisco Rosales, y el dirigente estudiantil Luis Andino.

La delegación de la Alianza Cívica es encabezada por el académico y antiguo embajador en Estados Unidos Carlos Tünnermann, y también la integran los presidentes de las dos principales patronales de Nicaragua, José Adán Aguerri y Mario Arana, respectivamente.

Además, el director ejecutivo de la Fundación Nicaragüense para el Desarrollo Económico y Social (Funides), Juan Sebastián Chamorro, el político opositor y exvicecanciller José Pallais, y el líder estudiantil Max Jérez.

Tünnermann dijo a periodistas que este miércoles definirán la agenda y la metodología y luego entrarán de lleno a la discusión de los temas.

La Alianza Cívica reafirmó que plantearán en la nueva mesa de negociaciones la liberación de los detenidos por protestar contra el Gobierno y el restablecimiento de las libertades, derechos y garantías previstos en la Constitución Política.

También unas reformas electorales que garanticen unas elecciones justas, libres y transparentes, y justicia para las víctimas de las violentas protestas que comenzaron el 18 de abril de 2018.

El Ejecutivo nicaragüense liberó este miércoles a un grupo de manifestantes presos por protestar contra el presidente Ortega, cuando faltaban pocas horas para el inicio de las negociaciones.

Según la Alianza Cívica, esa fue una decisión unilateral del Gobierno, y que ellos insistirán en exigir la liberación de todos los “presos políticos”.

La liberación de los manifestantes, considerados “presos políticos” por los defensores de los derechos humanos y “terroristas” o “golpistas” por Ortega, es una de las exigencias de diversos sectores de la sociedad nicaragüense para el inicio de las negociaciones, a lo que el presidente no se ha referido.

En medio de las expectativas por el inicio de las negociaciones la Asamblea Nacional, controlada por el oficialismo, aprobó este miércoles una polémica reforma a la Ley de Concertación Tributaria con la que busca fondos para enfrentar la estrepitosa caída de la economía a raíz de la crisis sociopolítica que estalló en abril pasado.

Nicaragua sufre una grave crisis que ha dejado 325 muertos desde abril, de acuerdo con la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), aunque algunos grupos locales humanitarios elevan a 561 las víctimas mortales, mientras que el Ejecutivo solo reconoce 199 y denuncia un intento de golpe de Estado. EFE


Continue Reading